Hoy Tulancingo reclama rumbo, dirección y resultados.